Enterarte que tu vuelo ha sido cancelado es una de las peores noticias que puedes recibir al viajar. Y desafortunadamente, esto es más común de lo que imaginas, ya sea por condiciones meteorológicas desfavorables o por otros motivos. 

Quizá te preguntes qué debes hacer en esta situación. Lo primero es mantenerte informado acerca de cuáles son tus derechos como pasajero. Así podrás saber qué hacer para reclamar la indemnización por vuelo cancelado. 

Qué debes hacer si cancelan tu vuelo

No debes perder la calma. Recuerda que cuentas con derechos que te protegen en esta situación. Es fundamental que guardes todos los documentos relacionados con tu vuelo y su cancelación, como el billete, correos electrónicos, fotografías y otros.

La paciencia es una cualidad que vas a necesitar en este proceso, pues la mayoría de las aerolíneas ponen múltiples obstáculos a la hora de reclamar una indemnización por vuelo cancelado. Por ello, es importante que conozcas los pasos necesarios para saber cómo actuar y tener éxito al reclamar la indemnización. 

El primero es dirigirte al personal de la compañía aérea y presentar el formulario de reclamación correspondiente. En caso de que no te ofrezcan una solución, tienes que presentar tu reclamación ante un organismo estatal competente lo antes posible. 

Si esto no funciona, una opción es que empieces un proceso extrajudicial o recurras al proceso europeo de escasa cuantía, si tu lugar de destino u origen era un país perteneciente a la Unión Europea. 

Una manera más fácil y rápida de hacer una reclamación es contratando a una empresa especializada en esto. Si todo resulta bien, ésta obtendrás entre un 25 y un 30% de comisión sobre la compensación que recibas, por lo que en realidad no tendrás que pagarle de forma directa. 

A qué tienes derecho por un vuelo cancelado

Un error común de los pasajeros en esta situación es no informarse sobre sus derechos al viajar. Es muy importante que los conozcas, ya que de esta manera estarás preparado para afrontar cualquier inconveniente que se presente durante tu viaje. 

Derecho a la información

La aerolínea está obligada a proporcionarte información cuando la solicites, por lo que no pueden negarse a responder a tus dudas. De hecho, deberían entregarte un folleto informativo que te aclare tus derechos como pasajero, y junto al mostrador también tienen que colocar un cartel con esta información. 

Derecho a reembolso

Cuando se trata de reembolsos, dispones de varias opciones. Puedes obtener un reembolso por el precio total o parcial del billete, el cual la aerolínea deberá entregarte en los siguientes siete días.

Otra opción es elegir un transporte alternativo el mismo día y que sea en condiciones similares al anterior. También es posible que escojas viajar en otra fecha, ya esto dependerá de lo que consideres más conveniente para ti.  

Derecho a atención en el aeropuerto

Ante un retraso o cancelación, tienen que ofrecerte asistencia en el aeropuerto. Esto significa que deben proporcionarte comida y bebidas de forma gratuita mientras esperas o hasta que llegue tu avión. 

Por otro lado, dispones de llamadas telefónicas sin coste y la posibilidad de enviar correos electrónicos o un fax cuando lo necesites. Si no te ofrecen esta asistencia, una recomendación es que guardes las facturas de todos los gastos relacionados con ellos. La compañía tendrá que pagarlos, siempre y cuando estos gastos sean necesarios y razonables. 

Derecho a alojamiento

Si tu avión sale al día siguiente, la aerolínea debe hacerse cargo de tu alojamiento. Se encargarán de trasladarte del aeropuerto a un hotel cercano y al día siguiente recogerte y volver a dejarte en el aeropuerto en tiempo útil para tu próximo vuelo, todo ello sin coste alguno para el pasajero. 

Cuál es la compensación por vuelo cancelado

Otro derecho, aparte de los mencionados anteriormente, es el de recibir una indemnización por retraso o cancelación de vuelo, especialmente si la aerolínea no te ha informado con un mínimo de dos semanas de antelación. 

La cantidad que recibirás depende del destino al que te dirijas y las horas que hayas tenido que esperar. Para vuelos que recorran una distancia de hasta 1.500 kilómetros, la compensación mínima es de 250 euros. Si el recorrido abarca entre 1.500 y 3.500 kilómetros, el importe será de 400 euros, y 600 euros cuando la distancia sea mayor a 3.500 kilómetros.  

En caso de que la empresa te ofrezca un transporte alternativo, todavía tienes derecho a recibir una compensación, aunque se verá reducida hasta la mitad de la cantidad establecida. 

Solo en circunstancias muy específicas, las cuales te explicamos más adelante, la compañía no está en la obligación de pagarte una indemnización. 

Preguntas frecuentes

Ahora ya sabes que tienes que obtener la información necesaria antes de realizar tu viaje y conocer las respuestas a las preguntas que te vayan a surgir. Así tendrás mayores probabilidades de éxito cuando procedas con la reclamación. Estas son algunas de las dudas más comunes ante esta situación: 

¿Cuándo no tengo derecho a una compensación?

En algunos casos, no te corresponde recibir una compensación por vuelo cancelado y es importante que lo sepas. Por ejemplo, si la empresa te avisó con dos semanas de antelación acerca de la cancelación. 

Este plazo se reduce de catorce a siete días si te ofrecen un transporte alternativo, siempre y cuando éste parta no más de 4 horas después o dos horas antes del vuelo original.  

Tampoco tienes derecho a compensación si te comunican la situación en un período inferior a siete días y te ofrecen un transporte alternativo que llegue a tu destino en un horario similar al anterior. 

Algo que también exime a la aerolínea es que la cancelación se deba a:

  • inestabilidad política en un país
  • atentados terroristas
  • una emergencia sanitaria
  • o condiciones meteorológicas poco favorables  

¿Se pueden reclamar otros gastos?

Si durante la espera tienes gastos por alimentación, alojamiento y transporte, la compañía debe cubrirlos, por lo que puedes reclamarlos junto con la indemnización. Para eso, es fundamental que guardes todas las facturas y recibos, así como tu billete y la tarjeta de embarque. 

Como ves, la preparación es primordial en esta situación. Si conoces tus derechos y los pasos necesarios para hacer la reclamación, el proceso será mucho más fácil y tendrás más garantías de éxito. Otra opción es que solicites la ayuda de profesionales en estos servicios.

error: Alert: Content is protected !!